Efecto petróleo y sanciones: la economía de Rusia se contrajo un 3,7% en 2015

La caída en el precio del barril de crudo y las restricciones impuestas por Occidente por la crisis en Ucrania provocaron la caída en el PIB del régimen de Vladimir Putin. Pronostican un revés similar para este año. base_image La economía de Rusia, castigada por la caída de los precios del petróleo y las sanciones occidentales asociadas a la crisis ucraniana, se contrajo un 3,7% en 2015, según datos oficiales publicados este lunes. Esta evaluación del servicio de estadísticas Rosstat está conforme a las previsiones del presidente Vladimir Putin y del ministerio de Economía, que habían previsto una profunda recesión para 2015. En 2014, el Producto Interior Bruto (PIB) ruso había registrado un ligero crecimiento de 0,6 por ciento. El dato mejora en dos décimas el último pronóstico del Ministerio de Economía, que recientemente estimó la contracción en un 3,9%. La recesión que ya dura más de un año y medio en Rusia continuará en 2016 si el precio del barril del petróleo Brent, de referencia en Europa, se vende por debajo de los 50 dólares, según las estimaciones del Gobierno ruso. Las últimas previsiones gubernamentales actualizadas para este año señalan que el Producto

Interior Bruto del país disminuirá un 0,8 %, en consonancia con los cálculos del Banco Mundial y el FMI, que pronostican para Rusia un crecimiento negativo del 1%. En el peor de los casos, señala la previsión de Economía, si el precio medio anual del barril de petróleo ronda los 25 dólares, la economía caerá en torno a un 3,9%. El primer ministro ruso, Dimitri Medvedev, ha advertido recientemente de que la depresión económica que vive Rusia puede durar varios años, ya que “el fin de la caída del Producto Interior Bruto no supone automáticamente el paso al crecimiento”. Fuente: infobae

¿Qué opinas de esta nota?